Diario de aprendizaje #flipped_INTEF

Septiembre 2016
Una nueva aventura en mi mundo educativo, nuevos alumnos y nuevos retos que afrontar con algo de nerviosismo pero con mucho entusiasmo y dedicación.
En septiembre he empezado también un curso online sobre el modelo “Flipped
Classroom” o la clase inversa.
La idea surgió de dos profesores estadounidenses, Jonathan Bergmann 
y Aaron Sams, quienes acuñaron el término “Flipped Classroom”.
Al ver que algunos alumnos se perdían algunas clases por diversos motivos,
decidieron grabar una clase en vídeo y compartirla. Con ello se dieron cuenta que podían centrarse más en atender las necesidades individuales de cada alumnado.
De esta forma, el alumno puede dedicar el tiempo necesario en casa a ver
un vídeo o leer un documento las veces que necesite según sus necesidades,
tiempo y/o aprendizaje. Además, puede preguntar dudas al profesor antes de llegar al aula.
Una vez en el aula, el profesor facilita el conocimiento mientras que los alumnos realizan diversas tareas para afianzar su aprendizaje, como por ejemplo, diseñar proyectos  en grupos. Así se favorece la comunicación y el intercambio de ideas de una manera mucho más fluida. El profesor puede atender al alumno de manera individual, observando el proceso de cada grupo más detenidamente.

En el bloque 1, he tenido un primer contacto con esta nueva metodología y tras hacer un sondeo entre mis compañeros de trabajo, pude comprobar que todavía queda mucho por hacer y descubrir. Para mí es un mundo fascinante y cuanto más descubro, más quiero saber! Así que como dicen los italianos: “piano piano si va lontano” 😉

Avanzamos en el curso y ya llegamos al bloque 2, donde descubrimos un modelo de Aprendizaje basado en Proyectos o lo que es lo mismo: ABP.

En el curso nos proponen, tomar este aprendizaje como punto de partida para acercarnos al diseño de nuestro proyecto Flipped, que será el objetivo final de este curso online.

En esta actividad me piden el boceto del proyecto que iré desarrollando a lo largo del curso.Para ello, me sugieren que me plantee una pregunta guía o inicial y el producto final.

Aquí os dejo el enlace de primer esbozo:

Mi primer esbozo de ABP

 Octubre 2016

 Seguimos con el Bloque 2. Después de explorar el modelo ABP, ahora me toca rediseñar una actividad tradicional y transformarla según la “Taxonomía de Bloom”.

Adjunto documento de la actividad que he rediseñado según esta metodología.

actividad-2-3

Estoy aprendiendo de mi propia experiencia, pero sobre todo, de los compañeros. El compartir problemas y dudas en los foros hace que mi labor educativa mejore y me permite tener más estrategias para enfrentarme a determinados problemas en el aula.

Cambiando un poco de tema, vamos a hablar de PINTEREST. Hace más de un año creé una cuenta en esta inagotable fuente de sorpresas y recursos para profesores, pero es gracias a este curso de #Flipped Classroom que he vuelto a hacer uso de ella. He añadido nuevos tableros: Flipped Classroom, Metodologías Innovadoras y ABP (Aprendizaje Basado en Proyectos).

Mi tablero de Flipped Classroom: https://t.co/vLZlqgX2JR

Mi tablero de Metodologías Innovadoras: https://goo.gl/ZyUCe4

Mi tablero de ABP: https://t.co/mKFHaJggkb

 

My podcast about #Flipped Classroom

¿Por qué voy a usar el modelo Flipped Classroom en mi aula?

 

        Hola a todos. Me llamo Liz y soy profesora de inglés en una Escuela Oficial de Idiomas. Todavía no conozco a mis alumnos ya que empezaremos las clases la próxima semana, así que tengo esa mezcla de nervios y entusiasmo previos al inicio de curso. Me interesa el modelo de Flipped Classroom y a la vez me surgen varias dudas, que espero resolver durante este curso online. Poner a disposición de los alumnos una serie de contenidos antes de clase para que puedan acceder a ellos desde casa y a su ritmo me parece algo muy positivo con el que pueden adquirir un aprendizaje más profundo.

Además, se reduce el nivel de estrés ya que en clase, a veces se pueden sentir observados por los compañeros y profesores. Considero que es una gran ayuda para que el profesor pueda centrarse en atender a las necesidades individuales del alumnado. Una vez en el aula, delegar la responsabilidad del aprendizaje en el propio alumno y promover una colaboración en grupos puede llegar a ser un proceso innovador pero a la vez muy enriquecedor.

Sin embargo, me surgen algunas dudas. Por ejemplo, habría que tener en cuenta el nivel de dedicación y autonomía de cada alumno. Cada persona tiene un proceso de aprendizaje más lento o más rápido y hay que ser consciente y consecuente con ello. Hay alumnos que son conscientes de sus limitaciones pero hay otros que no y frecuentemente aparece la frustración, que no es nada fácil tratar con personas adultas.